La libertad sin la regla de gasto

36

El alcalde ya ha ordenado un decreto hoy mismo de 4.600.000 euros para hacer frente a los gastos en servicios sociales y ayudas familiares que ha provocado la pandemia.

“Tenemos todo preparado”, ha declarado José María Bellido, alcalde de Córdoba, durante la comparecencia en la que ha explicado el desglose de partidas para las distintas inversiones y los gastos derivados de la crisis sanitaria y a los que ahora, liberados de la denominada “regla de gasto” por el Gobierno -y tras el rechazo la pasada semana en el Congreso del decreto ley sobre financiación local- se les va a dar una salida marcadamente social, como venían reclamando la casi totalidad de los municipios españoles, que se ven en muchos casos desbordados por la situación que ha provocado el coronavirus. 

Bellido se ha mostrado particularmente didáctico explicando algo que es de conocimiento común en la mayoría de los hogares y familias: la regla de gasto regula ingresos y gastos y se trata de no gastar más de lo que se ingresa. Lo que ocurre es que este año se produce un “efecto perverso” y habrá un “incumplimiento generalizado” que, en opinión del alcalde, se prologará durante 2021. En lo que al ayuntamiento cordobés se refiere, según Bellido “no habrá menos ingresos pero sí menor recaudación”.

Los remanentes

Si de algo se ha venido hablando en estos meses mientras se dirimía el asunto de la norma que se aprobó en la FEMP y que finalmente no ha prosperado, es de los casi 22 millones ahorrados de los que disponía el consistorio cordobés. Cerca de 17 millones se van a emplear para este ejercicio de 2020, una vez acordado en pleno, en inversiones sosteniblemente finanacieras (10,5 millones) y en amortizar deuda (6,5 millones). Hoy mismo el alcalde ha ordenado un decreto  destinado a la denominada ’emergencia social’ dotado de 4.600.000 euros y continuar de esta manera con el plan de choque, que se puso en marcha hace unos meses y que se dirige a familias necesitadas, alquiler social y equipo de protección principalmente, aunque también se contempla otra partida de ese montante (1.600.000 euros) que se destinarán a remozar la flota de vehículos de Aucorsa, Policía Local y Sadeco. En cualquier caso, el alcalde ha insistido en la excepcionalidad de  estas medidas y que, sobre la financiación local “queda mucho por hacer, porque partimos de un acuerdo de mínimos”. De momento, otro real decreto.

El transporte público

De ese nuevo acuerdo que se consensúe en la Federación de Municipios “por todos los partidos políticos que tienen representación en los ayuntamientos”, Bellido ha destacado que se debe prestar una especial atención al Fondo de Transporte Público, servicio que obligadamente deben dar los municipios -por ley- y que “es deficitario por definición”. Una obligación no exenta de agravio comparativo, en opinión del alcalde, porque “vemos como RENFE o AVE no están cumpliendo con determinados horarios o servicios, cosa que no  se nos permite a los ayuntamientos”. 

Respecto a Aucorsa, el alcalde ha recordado el esfuerzo que ha supuesto continuar con el servicio durante el confinamiento, con medidas como la gratuidad de los viajes durante esos meses, y la pérdida de usuarios que se ha producido desde entonces, aunque se ha recuperado un 65% de viajeros. Se contempla un plan de rescate para Aucorsa de 2.500.000 € “para asegurar la sostenibilidad y el carácter público de la empresa en este año 2020” y 1.000.000 de euros para Sadeco, “por el esfuerzo que le ha supuesto hacer se cargo de la limpieza y desinfección en este año”. 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here