Fallece Francisco Torrent, el empresario que hizo de Aceitunas Torrent un producto internacional de primera categoría


Tercera generación de un grupo familiar de origen alicantino que recaló en Córdoba y Aguilar hace más de 120 años.

Francisco Torrent Béjar ha fallecido hoy en Córdoba a la edad de 77 años, dejando un legado de primer orden en el mundo de la aceituna de mesa, la importación y la exportación.

La historia de Aceitunas Torrent en Córdoba se remonta a 1898, cuando Francisco Torrent Terol deja su Alicante natal para instalarse junto a la torre de la Malmuerta, donde continúa fabricando toneles para el almacenamiento de aceite de oliva y aceitunas de mesa. El aderezo, envasado y comercialización de estas últimas se convertiría años más tarde en la actividad principal de la firma. La fábrica de Aceitunas Torrent se traslada a la calle Alonso el Sabio, residencia que mantendría durante casi 60 años . En 1920 comienza la andadura exportadora de Aceitunas Torrent cuando Don Francisco Torrent Terol decide emprender su primer viaje al extranjero, más concretamente a Sudamérica, a la vez que se despierta una gran pasión que ha perdurado en generaciones posteriores: llevar la aceituna cordobesa por todo el mundo.

En 1950, Máximo Torrent San Emeterio toma las riendas de la empresa, tras años involucrado en el negocio familiar junto a su padre, y demuestra su carácter visionario al propulsar la variedad hojiblanca como aceituna de mesa de calidad, siendo hoy día la más consumida mundialmente. A principios de la década de los 70, Francisco Torrent Béjar además de recoger el testigo de su padre, Máximo, lidera un proceso de modernización de la empresa, anticipándose a la revolución industrial que transformará el sector aceitunero en años venideros. En este período se traslada la fábrica al Polígono industrial de Las Quemadas, dónde se implantan nuevos sistemas y la elaboración da un giro clave con la incorporación de fermentadores.

El año 1998 sería una fecha decisiva, ya que a adquisición de unos terrenos con más de 90.000 m2 en la cuna de la campiña cordobesa, Aguilar de la Frontera, posibilitará el notable crecimiento experimentado posteriormente, en un periodo marcado por el incremento de la capacidad productiva, mecanización de procesos y profesionalización de servicios.

En 2016, Francisco y Blanca Torrent Cruz, 4ª generación Torrent y parte del equipo de dirección durante los últimos 15 años, asumen la dirección general de Grupo Torrent y Aceitunas Torrent, respectivamente. Francisco Torrent Béjar es nombrado Presidente Honorífico y se vuelca en la preparación de la 5ª generación, a la vez que escribe sus memorias.

Sus restos mortales se encuentran en el tanatorio de Las Quemadas de la capital. La misa funeral tendrá lugar esta tarde, a las 6, en la iglesia parroquial de Cristo Rey.