Desbloquean que los vendedores ambulantes puedan recibir ayudas de la Junta


La Ordenanza de Venta Ambulante no había recibido el visto bueno de un órgano de la Junta de Andalucia

Puesto de venta ambulante. (mercadillo)
Puesto de venta ambulante. /Foto: LVC

La alarma saltó en octubre pasado. La Junta de Andalucía ofertó ayudas por valor de casi medio millón de euros a la que se podían acoger los ayuntamientos para la mejora de los mercadillos ambulantes. El Consistorio cordobés no se pudo acoger por un problema burocrático que se arrastra desde 2012 y que se prevé solucionar en el próximo Pleno, como ha anunciado la primera teniente de alcalde, Isabel Albás.

Puesto de venta ambulante.  (mercadillo)
Puesto de venta ambulante. /Foto: LVC

Resulta que uno de los requisitos que establece la Junta para la concesión de estas ayudas destinadas a la modernización del comercio ambulante es que la Ordenanza que regula este sector en cada municipio esté informada por el Consejo Andaluz de Comercio Ambulante, un requisito preceptivo, aunque no vinculante.

La Ordenanza cordobesa entró en vigor en octubre de 2012, poco después de que la Junta de Andalucía publicaba el Decreto Ley 2/2012, que creaba el Consejo Andaluz de Comercio Ambulante, que es el órgano que tiene que dictaminar, entre otras cuestiones, las ordenanzas que regulan esta actividad en cada municipio andaluz.

En aquel momento, el concejal de Comercio, Antonio Álvarez, señaló que este contratiempo hizo que el gobierno municipal decidiera renovar la mencionada Ordenanza “para adaptarla y para aclarar algunos aspectos y someterla al informe del Consejo Asesor”. Como ha adelantado Albás, estos trámites ya están en marcha y cumplirán una nueva fase en la próxima sesión plenaria.