Estas son las visitas que se permitirán en el Reina Sofía


Como norma general, no se permiten las visitas a pacientes ingresados

Tres
Agentes de la Policía Nacional en el Hospital Reina Sofía, en una imagen de archivo./Foto: LVC
Hospital Reina Sofía./Foto: LVC

El Hospital Universitario Reina Sofía ha puesto en marcha un Plan de Acceso y Acompañamiento para garantizar la seguridad de profesionales y pacientes dentro del centro sanitario.

Como norma general, no se permiten las visitas a pacientes ingresados. En este sentido, el hospital solo permite el acompañamiento a pacientes en situación terminal, menores, personas con gran discapacidad (solo acompañamiento al interior, no a la consulta), con trastornos de la percepción sensorial, en situación de agitación o deterioro cognitivo, parto y otras situaciones en las que el paciente no puede desarrollar actividades básicas de la vida diaria.

En el caso del acceso a los edificios, el hospital recomienda acudir sin acompañante y limita a un máximo de un acompañante por paciente y sólo en determinados casos que describimos a continuación.

Si hablamos del paciente ambulatorio, en las ocasiones en las que se necesite un acompañante (solo uno), éste solo podrá acceder a las zonas comunes del interior del hospital, limitando la presencia en consulta al paciente, salvo que el profesional sanitario considere necesario que el familiar también entre. Además de estas pautas, la persona acompañante deberá cumplir antes de entrar, las normas de higiene (mascarilla, lavado de manos, etc).

Por otro lado, también puede suceder que una persona acuda como acompañante de un paciente ingresado. Esto solo sucederá en los casos que suponen la excepción (en situación terminal, menores, pacientes ingresados en la Unidad de Cuidados Intensivos o en el área de Observación de Urgencias). En estos casos, la persona que accede al centro deberá portar la tarjeta específica de acompañante, firmar una declaración responsable en la habitación, cumplir las normas de higiene establecidas (mascarilla, lavado de manos, toma de temperatura a la entrada, etc) y, en el caso de tener que producirse relevos, se realizarán en el exterior del hospital.

En cuanto los accesos, el Hospital Reina Sofía mantiene abiertas las puertas de entrada de Urgencias maternales, Urgencias pediátricas, Admisión del Hospital General, Unidad de Tratamiento Ambulatorio, Rehabilitación, Medicina Nuclear y Neurofisiología Clínica, Urgencias de adultos y Consultas Externas. Estas puertas están controladas por auxiliares de información que se encargan de mantener el orden en la fila, revisar la hoja de cita de la persona que quiere acceder, tomar la temperatura, eliminar los guantes de las personas que hayan decidido portarlos, que se proceda a la higiene de manos y comprobar que las personas acuden con mascarilla o entregar mascarilla.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here