La oposición de izquierdas se queda sin mandar al Consultivo las ordenanzas

62

Fuentes afirma que "no hemos hecho una cosa distinta a la que se ha hecho en años anteriores", defendiendo que el trámite es "legal, prudente, proporcionado y adecuado"

Bancada de la oposición en el salón de Plenos. ordenanzas
Bancada de la oposición en el salón de Plenos. /Foto: JC

Tal y como se preveía, el Pleno extraordinario convocado a petición de los grupos del PSOE, IU y Podemos no ha servido para nada. A los dos meses de aprobarse las ordenanzas fiscales para este año pedían un informe del secretario del Pleno, así como que se remitiera para su dictamen al Consejo Consultivo de Andalucía, y este último punto, al someterse a votación, no ha contado con los votos necesarios para salir adelante.

Bancada de la oposición en el salón de Plenos.  ordenanzas
Bancada de la oposición en el salón de Plenos. /Foto: JC

La defensa del asunto la han llevado al alimón Isabel Ambrosio por el PSOE y Alba Doblas por IU. La primera ha defendido la convocatoria de este Pleno extraordinario en que los tres grupos convocantes “no tenemos la seguridad de que las ordenanzas se hayan aprobado con las garantías jurídicas que exige la ley”. Esta información la ha justificado en que no había un informe de Intervención en el trámite de la aprobación definitiva y en que no se contestaron 15 alegaciones que se presentaron en la Delegación de Cultura, frente al Ayuntamiento. 

Desde el gobierno municipal, el teniente de alcalde de Hacienda, Salvador Fuentes, también responsable de la tramitación de las ordenanzas, ha afirmado que le “apena que recurran dos meses después de que entraran en vigor”, aunque interpreta que la razón de fondo es que “les molesta que hayamos bajado los impuestos a los cordobeses, una rebaja fiscal histórica, que ustedes no han hecho en cuatro años”. Fuentes se ha basado en los diversos informes del Consejo de Resoluciones Económico Administrativas (CREA), así como en otros documentos técnicos para defender la tramitación seguida desde el gobierno municipal, por lo que “no hemos hecho una cosa distinta a la que se ha hecho en años anteriores”, defendiendo que el trámite es “legal, prudente, proporcionado y adecuado”.

Fuentes ha señalado que la convocatoria de este Pleno forma parte de “una estrategia chabacana y farfullera” con la finalidad de “levantar una polémica equívoca”. El edil ha defendido el trabajo realizado por el CREA, en donde se señala que “no hay incumplimiento del procedimiento, que se ha cumplido con pulcritud”, así como el tiempo dado, nueve días, para la espera de alegaciones presentadas en otras administraciones “es un plazo proporcionado y adecuado”.

Sobre esto último, Fuentes ha recordado que en el debate de aprobación definitiva de las ordenanzas, celebrado el 27 de mayo, la concejal de IU Alba Doblas ya dejó caer la existencia de alegaciones presentadas que no se habían contestado. Y no llegaron al Ayuntamiento hasta días después. En un informe del CREA se afirma que si se presentaron en otro lugar, como fue la delegación de Cultura de la Junta, situada frente al Ayuntamiento, se podía haber informado a éste del hecho para que esperara la llegada de las alegaciones, algo que no se hizo por quienes las presentaron.

La portavoz de Vox, Paula Badanelli, ha destacado que la estrategia que deberían haber seguido los grupos de PSOE, IU y Podemos es la de “ir al Juzgado y poner un recurso en el Tribunal Superior de Justicia”, destacando el hecho de que “nadie ha pedido informe a la Asesoría Jurídica”. Por esto, ha destacado que “si de verdad se cree que las ordenanzas son ilegales se tenían que haber agotado todas las vías legales, y ustedes no han tomado ninguna”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here