Sánchez agita el fantasma de la ultraderecha desde la terraza del Hesperia

30

El candidato socialista adelanta que Luis Planas volverá a ser ministro de Agricultura en caso de ser elegido presidente del Gobierno

El candidato del PSOE a la Presidencia del Gobierno habla a los socialistas en la terraza del Hotel Hesperia de Córdoba. / Foto: JC
El candidato del PSOE a la Presidencia del Gobierno habla en la terraza del Hotel Hesperia de Córdoba. / Foto: JC

Ante decenas de militantes socialistas, el candidato del PSOE, Pedro Sánchez, ha dedicado su intervención en la terraza del Hotel Hesperia a agitar el fantasma del miedo a la ultraderecha, con constantes alusiones a la presencia de Vox en esta contienda electoral que se dirime en las urnas el próximo domingo.

El debate del pasado lunes entre los cinco líderes políticos ha servido al candidato socialista para hacer numerosas alusiones a lo allí ocurrido para marcar diferencias entre el PSOE y el resto de formaciones, aunque Podemos ha sido el único partido que no se ha ganado siquiera una frase de Pedro Sánchez.

Sobre el Partido Popular y Ciudadanos, ha señalado que “andan bajando la cabeza y no alzando la voz ante las cosas que dice la ultraderecha”, que, en su opinión, sólo defiende “machismo xenofobia, racismo, una España en blanco y negro que no queremos que vuelva”.

Sánchez ha expuesto que “el PP y Ciudadanos andan sorprendidos de que la ultraderecha crezca” y que “frente a la cobardía” de la derecha “aquí está la valentía de los progresistas, de los socialistas para lograr una España diferente de la que pretende la ultraderecha”.

También ha utilizado el papel de víctima de la actual situación política en España al señalar que tras las elecciones del pasado 28 de abril “toda la oposición está contra el PSOE y el PSOE solo contra el bloqueo de todos”.

Pese a la brevedad de la presente campaña electoral, sólo ocho días, el candidato socialista ha culpado de malas artes a los partidos de la derecha, de los que ha dicho que “les cuesta mucho competir legalmente”, por lo que ahora “ponen en marcha campañas de desmovilización”.

Ante esta situación, Pedro Sánchez ha dejado despejado el panorama ideológico para afirmar que “el PSOE defiende una España democrática”, frente al resto de formaciones que concurren a las elecciones”.

Por último ha dejado el anuncio de que en caso de ser el nuevo presidente del Gobierno, Luis Planas seguirá al frente del Ministerio de Agricultura, por lo que garantiza su continuidad en el Gabinete, al igual que hizo el pasado lunes con Nadia Calviño.

En este acto electoral también ha intervenido el presidente de los socialistas cordobeses, Antonio Ruiz, y la líder regional, Susana Díaz, quien se ha deshecho en elogios ante un Pedro Sánchez que “cuida y protege a los cordobeses y el domingo le vamos a ayudar para que gane bien las elecciones”.

Al igual que su líder nacional, Díaz tampoco ha dudado en usar el fantasma de la ultraderecha para agitar al electorado, como ya hizo el PSOE en las elecciones del pasado mes de abril. En opinión de la expresidenta de la Junta, esta situación salpica también a PP y Ciudadanos, porque “el mayor legado que va a dejar a política española es blanquear a la extrema derecha”.

Susana Díaz también se ha referido a las declaraciones de Santiago Abascal en el debate del lunes sobre los menas, de los que ha dicho que son “menores vulnerables”, a los que se les dice que “no tienen cabida entre nosotros”.

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here