El gobierno local apuesta por un refuerzo progresivo de 52 bomberos en los próximos años


Se cubrirán 21 plazas antes de junio del año próximo y en noviembre quedarán pagadas las horas extraordinarias que se le deben del verano de 2018 a los bomberos

Vehículos del Servicio de Extinción de Incendios y Salvamento de Córdoba en el casco histórico./Foto: LVC bomberos Inspección
Vehículos del Servicio de Extinción de Incendios y Salvamento de Córdoba en el casco histórico./Foto: LVC
Vehículos del Servicio de Extinción de Incendios y Salvamento de Córdoba en el casco histórico./Foto: LVC bomberos Inspección
Vehículos del Servicio de Extinción de Incendios y Salvamento de Córdoba en el Casco Histórico. / Foto: LVC

El equipo de gobierno local quiere solucionar el problema que hay de falta de bomberos en la ciudad, algo que ha provocado que los empleados del Servicio de Extinción de Incendios y Salvamento (SEIS) hayan trabajado horas extraordinarias mediante decretos de servicios mínimos en los últimos años, una medida que ha tumbado una sentencia judicial de la que se ha tenido conocimiento en la Junta de Gobierno Local de este lunes.

Así, el delegado de Presidencia, Seguridad y Movilidad, Miguel Ángel Torrico, expresó la intención del gobierno local de tener como “prioridad” la dotación del cuerpo de bomberos con la incorporación de 52 nuevas plazas en los próximos años. En este sentido, anunció que se le está dando esa prioridad “a la oferta pública de empleo (OPE) de 2016, que ya estaba convocada pero no con los procedimientos en marcha” y ya sí lo están, de forma que “al final del primer semestre del año que viene pueden estar 21 nuevos bomberos” incorporados.

Esto, en principio, pues el gobierno municipal tiene intención de, si legalmente pudiera ser, y dependiendo también del número de aprobados, “ampliar el número de funcionarios que se incorporen” por una bolsa de trabajo que se crearía.

Más adelante hay previsto incorporar otros 11 bomberos según las plazas previstas en la OPE de 2018, y se quiere convocar otra OPE en 2019-2020 con otras 20 plazas. Esto no quiere decir que de manera inmediata vayan a incorporarse más de 50 bomberos, pues el procedimiento es lento y es preciso hacer convocatorias con antelación para ir cubriendo puestos que queden libres por jubilación en el futuro, pero sí permitirá que en los próximos años se incorporen 52 bomberos al SEIS. 

Torrico reconoció que la situación en el cuerpo de bomberos es “complicada”, algo que viene “de hace bastantes años en los que todo ha influido: leyes nacionales, la limitación de tasa de reposición y desinterés y abandono de los últimos cuatro años” por parte del equipo de gobierno anterior. Pese a todo, el edil señaló que “el servicio de los bomberos de Córdoba está asegurado todos los días del año”.

Así, si a partir de ahora no se cubren turnos por decretos de servicios mínimos, “se hará mientras tanto a través de incentivos” que están previstos en el convenio colectivo, dijo Torrico, que acusó al anterior gobierno local de desmotivar a los profesionales del SEIS.

Por otra parte, anunció que las horas extraordinarias que se le deben a los bomberos del verano de 2018 se van a pagar en la nómina de noviembre próximo y se comprometió a que los descansos por haber trabajado de más no se van a perder porque se va a ampliar a dos años el plazo para recuperar estas horas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here