Desarticulada una red de tráfico de coches de alta gama con 20 detenidos


La operación ha sido desarrollada por la Guardia Civil de Córdoba en colaboración con Europol y comenzó en abril

guardia civil alta gama
Operación Puledro de la Guardia Civil. /Foto: LVC

La Guardia Civil dentro del marco de la “Operación Puledro” desarrollada en colaboración con Europol, ha desarticulado una organización criminal dedicada al tráfico ilícito de vehículos de alta gama en Córdoba y Palma de Mallorca.

El desarrollo de dicha operación ha permitido la detención de veinte personas (20) y la investigación de otra, vecinos de Hinojosa del Duque, Córdoba y Palma de Mallorca. 

Las investigaciones han sido llevadas a cabo por el Equipo contra la Delincuencia Organizada y Antidroga (EDOA) y el Grupo de Investigación y Análisis de Tráfico (GIAT) de la Comandancia de Córdoba, en colaboración con Europol.

Las investigaciones se iniciaron tras detectar la Guardia Civil el pasado mes de abril de 2017, circulando por territorio español, un turismo, marca Maserati, que figuraba como sustraído en Polonia. Las primeras investigaciones permitieron saber que los integrantes de un grupo delictivo dedicado al tráfico ilícito de vehículos en la Unión Europea, que ya había sido desarticulado el pasado año 2014, había retomado su actividad delictiva.

 

Si bien, se detectó un nuevo modus operandi de fraude que nunca antes se había dado en el tráfico ilícito de vehículos. A parte de la “legalización” de vehículos sustraídos, esta organización ideó un complejo procedimiento para evadir el pago de los impuestos correspondientes en la importación de vehículos procedentes de terceros países a la Unión Europea. 

Así, y contando con contactos en Italia, los componentes de la organización adquirían vehículos en Suiza que trasladaban hasta España sin realizar ninguno de los trámites establecidos para proceder a su importación como mercancía. Para poder matricularlos, simulaban su compra en Italia mediante la expedición de una factura falsa, rellena con datos de personas y empresas ficticias o identidades falsas. La misma organización se encargaba de dotar al vehículo de documentación italiana falsificada, pues, a partir de cartas de circulación de vehículos robadas en blanco, hacían pasar los vehículos como previamente matriculados en Italia y tras pasar la Inspección Técnica de Vehículos, procedían a su matriculación en España. Tal era la especialización de este grupo, que para evitar la detección de las cartas como sustraídas, modificaban uno de sus dígitos. 

El desarrollo de la investigación permitió identificar a todos los integrantes de la organización criminal, cada uno de los cuales tenía un rol perfectamente definido, unos financiaban la compra del vehículo, otros introducían los mismos en España, otros conseguían la documentación y otros se encargaban de los trámites de matriculación. Además, se localizaron los lugares que servían para almacenar vehículos ilícitos antes de ser vendidos a terceros de buena fe. A estas personas se les imputan varios tipos delictivos, entre los cuales se puede destacar el delito de contrabando, al superar con creces el valor de la mercancía introducida los 150.000 euros.

Durante el desarrollo de la fase de explotación de la Operación se ha procedido al registro simultáneo de 10 inmuebles, en las localidades de Córdoba, Hinojosa del Duque y Palma de Mallorca, donde fue detenido el colíder de la organización, en los que se ha intervenido diversa documentación y registros informáticos relacionados con los delitos investigados, además de una escopeta de cañones recortados. 

Se procedió a la detención de 20 personas y a la investigación de otra más, así como a la aprehensión de 11 vehículos, de los que 3 figuraban como sustraídos los cuales han sido devueltos a sus legítimos propietarios. 

En la fase de explotación de la Operación, dirigida por el EDOA de la Unidad Orgánica de Policía Judicial de Córdoba han intervenido más de 60 Guardia Civiles pertenecientes a la Unidad de Seguridad Ciudadana de la Comandancia de Córdoba y de la Compañía de Calviá (Islas Baleares), UOPJ de Islas Baleares, GIAT de la Guardia Civil de Córdoba y de Islas Baleares.

Debido al carácter internacional de la operación, se solicitó apoyo al grupo de investigación de tráfico ilícito de vehículos de la Unidad Técnica de Policía Judicial (UTPJ) y Europol, participando los mismos en diversas tareas en el marco de la investigación, sirviendo de enlace con los diferentes países afectados para el intercambio de información. Estas herramientas de cooperación policial europeas e internacionales han sido claves para culminar exitosamente la operación.

Esta operación ha supuesto una actuación pionera contra el contrabando de vehículos en la Unión Europea. A los detenidos se les imputan delitos de contrabando, falsedad documental, receptación, pertenencia a organización criminal y estafa.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here