La ruta de la Córdoba oscura


Diferentes calles y barrios de la ciudad no cuentan con la iluminación necesaria para poder transitar con seguridad por ellas

Farolas apagas en la calle San Fernando / Foto: LVC
Farolas apagas en la calle San Fernando / Foto: LVC

El conflicto entre los comerciantes y el Ayuntamiento de Córdoba por la iluminación de la calle Cruz Conde es uno de los temas más comentados en los últimos días. Una cuestión que sin embargo sólo es la punta de lanza de un problema aún mayor, y es que Córdoba, una ciudad que cada año recibe a miles de visitantes, vive sumida en una profunda oscuridad que hace de muchas de sus calles lugares intransitables e inhóspitos para cualquier viandante.

Sólo hay que darse una vuelta por algunas calles del casco histórico cordobés, al caer la noche, para comprobar que la luz “brilla” por su ausencia. Enclaves tan populares como la calle San Fernando, la calle Romero Barros, la calle Lucano, la Plaza del Potro, la calle Tierra Andaluza, el Compás de San Francisco, la calle Maese Luis o la calle Fernando Colón viven sumidos en una oscuridad casi permanente, con muchas farolas apagadas. El centro, al igual que ocurre con la calle Cruz Conde, también cuenta con luz escasa. El Bulevar del Gran Capitán o la calle Claudio Marcelo son algunos ejemplos de ello.

Pero la oscuridad no sólo se circunscribe al casco histórico y al centro de la ciudad, ya que otros lugares como la Avenida Virgen de los Dolores (en la zona de Poniente Sur) o el barrio del Naranjo cuentan con el mismo problema. Calles oscuras que las convierten en lugares inseguros y difíciles de transitar.

No hay “problema” para el Ayuntamiento

Lejos de admitir este problema, desde el Ayuntamiento de Córdoba aseguran que la ciudad, y en concreto la calle Cruz Conde, está bien iluminada. La concejal de Infraestructuras, Amparo Pernichi, indicó el pasado viernes que la iluminación de Cruz Conde “cumple la normativa vigente” y centró el debate en lo que denomina “homogeneización”; es decir, en la competencia entre los árboles y el alumbrado. Además, se comprometió a reforzar con bombillas más potentes los foquitos que hay situados bajo los magnolios.

1 Comentario

  1. Farolas “apagadas” no apagas … Todos los pies de foto están con falta… Será porque el becario tiene el flexo apago y “apagado”. Dicho lo cual es lamentable pasear por el centro de noche, por no hablar de la inseguridad…

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here