“El retraso en la ejecución de las obras está haciendo que perdamos ingresos y clientes”


Los comerciantes y vecinos de la zona de Sagunto expresan su malestar por el retraso de las obras de la red de abastecimiento de agua

Obras en la calle Sagunto / Foto: AF
Obras en la calle Sagunto / Foto: AF

El pasado 8 de enero comenzaron las obras para la mejora de la red de abastecimiento de agua en la calle Sagunto. Una actuación que no debía de extenderse mucho en el tiempo pero que se ha visto retrasada por la aparición de restos arqueológicos. Una situación que ha generado un malestar entre los comerciantes y vecinos de la zona, que en muchos casos están viendo reducidos sus ingresos y que apenas han recibido información de la duración de estas obras.

Este es el caso de Martina, que regenta un punto de venta de pan caliente justo en frente de la zona donde se están realizando los trabajos. “Las obras comenzaron el día 8 de enero sin previo aviso a los comercios de la zona. Llegó la Policía Municipal a media mañana, cortó la calle y empezaron a vallar todo”. Con un tono evidentemente molesto, Martina explica que los restos arqueológicos que han aparecido durante las obras ya aparecieron hace unos años en una intervención anterior, por lo que su existencia no debía ser desconocida. “Lo que más nos molesta es que no tenemos apenas información de nada”.

Pérdida de ingresos

A unos metros de este establecimiento se encuentra la cafetería “el cobre”, otro de los comercios afectados por el retraso en la conclusión de las obras. Sus regentes, una joven pareja de cordobeses, aseguran que la situación les está generando una pérdida de dinero importante. “Entendemos que haya que realizar obras pero el continuo ruido (sobre todo los primeros días) y el retraso en la ejecución está haciendo que perdamos ingresos y clientes”.  Y es que la zona de la calle Sagunto es un lugar de mucho tránsito que se ha visto reducido drásticamente por este hecho.

Catalogación de los restos aparecidos durante las obras / Foto: AF
Catalogación de los restos aparecidos durante las obras / Foto: AF

Con el objetivo de abordar el problema este jueves tuvo lugar una reunión entre Emacsa y los diferentes vecinos y comerciantes afectados, donde pudieron conocer en qué situación se encuentra actualmente la obra. Fuentes consultadas por este periódico indican que una vez concluida la catalogación de los diferentes restos arqueológicos, las nuevas tuberías podrían comenzar a colocarse a finales de mes, con la intención de que los trabajos estén concluidos en los primeros días del mes de marzo. Mientras tanto los perjudicados siguen siendo los vecinos y los comercios de la zona.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here