El PSOE rehuye la autocrítica sobre la Cabalgata y anuncia mejoras


José María Bellido afirma que la crítica fue "una ola popular que surgió espontaneamente porque a la gente no le gustó lo que vio"

El aluvión de críticas ciudadanas vertidas en los últimos días sobre la escasa calidad de la Cabalgata de Reyes Magos no ha encontrado respuesta por parte del gobierno municipal, concretamente por parte de su más directa responsable política, la concejal de Promoción de la Ciudad (Festejos), Carmen González. Esta edil ha partido del principio general de que “todo es mejorable” y se ha justificado en las inversiones realizadas este año.

Carmen González y Emilio Aumente. cabalgata
Carmen González y Emilio Aumente. /Foto: LVC

Así, González ha explicado que este año se han estrenado 27 nuevas bateas, más seguras y homologadas, que han costado casi 150.000 euros. “Este año le ha tocado a lo que no se ve, y el año que viene reforzaremos la decoración de las carrozas y la adquisición de más material”, ha anunciado sin advertir que en cinco meses hay elecciones municipales que pueden cambiar el color del gobierno de la ciudad.
En cambio, donde González ha sido más dura ha sido a la hora de responder a los portavoces del Partido Popular y de Ciudadanos, José María Bellido y David Dorado, respectivamente, que han sido los que han resaltado la frustración sentido por los niños cordobeses a la hora de ver la Cabalgata de este año. La concejal socialista ha derivado la respuesta a que ambas formaciones “están inmersas en su negociaciones” sobre el cambio de gobierno en la Junta, así como que están ancladas “en el no por el no”.
Además, la concejal de Promoción, para reducir el impacto de las críticas de Bellido, ha señalado que estas las hizo “antes de las cinco de la tarde”, que era la hora del inicio de la Cabalgata, cuando en realidad fue a las 21:28 cuando señaló en Twitter que “nuestros hijos no se merecen lo que hoy han visto”. Hoy el portavoz popular ha vuelto a insistir en la cuestión y ha señalado que en la tarde del 5 de enero hubo “una ola de indignación en las redes sociales” que fue “popular, que surgió espontánea porque a la gente no le gustó lo que vio en la calle”.
En este debate ha terciado también el concejal de Seguridad, Emilio Aumente, quien ha señalado que no iba a debatir “sobre gustos”, aunque considera que “no se presta interés en un buen diseño de las fiestas populares”. También ha añadido que “todos los años el PP hace la misma crítica”, aunque “el año pasado Amelia Caracuel no dijo que qué hacían [en la Cabalgata] los bomberos  los taxis”. Aumente, al igual que González, ha derivado la cuestión hacia otros terrenos al señalar que “estamos inmersos en una campaña electoral y a nadie se le escapa lo que nos viene en mayo”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here