Noche de botellón y borracheras en Córdoba

63

La celebración de Halloween de los jóvenes llena de alcohol la Plaza Poeta Juan Bernier y alrededores

Cualquier celebración que se desarrolle en la capital cordobesa, sea del tipo que sea, siempre parece ser la excusa perfecta para realizar botellón e ingerir considerables cantidades de alcohol por parte de los más jóvenes. Un hecho que pudo constatarse esta pasada noche cuando, con motivo de la celebración de Halloween, numerosos jóvenes se echaron a la calle en la zona del Realejo, para beber hasta altas horas.


La estampa en la Plaza Juan Bernier, la de San Rafael, el propio Realejo y callejuelas como la de la Torre de San Andrés quedó retratada con chicos y chicas, de corta edad, bebiendo y ensuciando todo a su alrededor. Si bien, y a diferencia de lo que pasaba en la calle Jesús María el pasado martes con el tráfico, en la zona sí hubo presencia de Policía Local. No obstante, para algunos de los vecinos afectados esta pasada noche la aparición de los agentes fue “meramente testimonial”.
Sea como fuere, el botellón -el consumo de alcohol en la calle- parece seguir extendiéndose sin que se le pueda poner freno. Pero si en feria tiene su botellódromo, en celebraciones como la de la noche de Halloween, en carnavales y cruces, el control se pierde, ya que las zonas no están delimitadas y los vecinos son quienes, a la postre, acaban sufriendo las consecuencias de una fiesta donde el botellón y las borracheras están a la orden del día.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here