Plaga de mosquitos en Las Moreras


Sadeco ha respondido a la demanda de los vecinos de desinsectar los semisótanos, pero la agencia AVRA no ha contestado aún

La asociación de vecinos La Palabra ha denunciado la existencia de una plaga de mosquitos en Las Moreras que ha afectado a varios vecinos, entre ellos una niña que fue atendida en Urgencias y donde se le vendaron las manos debido a las picaduras. Desde este colectivo se han puesto en contacto con los organismos correspondientes para buscar una solución a lo que consideran como “un problema estructural”, que genera un problema de salubridad en el barrio además del riesgo de transmisión de enfermedades por este insecto. De Sadeco han tenido una respuesta rápida y eficaz mientras que de AVRA, dependiente de la Junta de Andalucía, no les han contestado aún.

Viviendas de Las Moreras. plan mosquitos
Viviendas de Las Moreras. /Foto. LVC

Explican que el origen de este “problema estructural” está en la existencia bajo los bloques de “un falso semisótano”, donde van los bajantes y en algunos casos se acumulan las aguas fecales, que en algunos casos adquiere el aspecto de “ciénaga de pantano”. Esta situación, calificada de “ecosistema ideal” para la proliferación de estos insectos, genera que “haya allí mosquitos ahora, cuando ya no los hay en ningún sitio”. Estas cocheras son titularidad de AVRA y se da la circunstancia de que algunas de ellas están ocupadas por personas ajenas al barrio.
Las inundaciones de estos semisótanos, además de ser un caldo de cultivo idóneo para la proliferación de mosquitos ha generado también cortes de luz en algunos bloques. Uno de ellos lleva cuatro días a oscuras, y como explican desde la asociación de vecinos, “Endesa dice que allí no entra” hasta que no se limpie y se seque el lugar. Desde la unidad de Control de Plagas de Sadeco se ha “respondido ipso facto” con el compromiso de desinsectar el lugar, algo que no sirve de nada si no se achica antes el agua acumulada.
Los bloques más afectados por estas inundaciones en sus cocheras son los de los patios de La Voz del Pueblo y Juan Miró. En el de Poeta Luis Rosales también hay inundaciones, pero se desconoce el estado debido a que estas cocheras están ocupadas.
 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here