El Consejo del Movimiento Ciudadano lamenta la falta de diálogo del Ministerio de Fomento


Para el CMC, el Ayuntamiento "no debe conformarse con cualquier tren, sino defender el dictamen elaborado"

movimiento
De izquierda a derecha: Juan Andrés de Gracia, Juan Pablo Serrano, Isabel Ambrosio y Carmen González./Foto: LVC

El Consejo del Movimiento Ciudadano (CMC) de Córdoba ha lamentado este jueves que “la satisfacción por las pruebas de trenes de Alcolea a Villarrubia”, en la capital cordobesa, “queda empañada por el desconocimiento absoluto sobre tarifas, horarios, nuevas paradas, conexión con el autobús y otros aspectos que recogía el dictamen” elaborado sobre el cercanías.
En opinión del CMC, este proyecto de conexión ferroviaria interna de la ciudad de Este a Oeste “no puede ser solo un tren más”, sino que debe ser “un servicio para la ciudad, especialmente para acercar la periferia al núcleo central”, pero el Ministerio de Fomento y Renfe “están actuando sin dar ninguna información y sin negociar las características del servicio, por lo que parece que por ahora lo único que se va a hacer es ampliar el recorrido del tren a Rabanales, lo cual no es lo que la ciudad necesita”.
Para el CMC, el Ayuntamiento “no debe conformarse con cualquier tren, sino defender el dictamen elaborado, por lo que se tenía que haber negociado ya con la Universidad y este Consejo, para definir los mejores horarios, las mejores tarifas (que no pueden ser de Media Distancia) y el plan de mejoras que necesitará el tren, entre las que se encuentra la modificación de la movilidad de la periferia, para generar sistemas intermodales, poner en marcha aparcamientos y asegurar la construcción de las estaciones del Oeste (Parque Joyero) y del Este (Chinales)”.
Junto a ello, el CMC ha criticado que la Junta de Andalucía “se ha puesto una vez más de lado, a pesar de su responsabilidad, marcada en el Estatuto de Autonomía, respecto al servicio de cercanías” o en cuanto a “la existencia de un Consorcio Metropolitano de Transportes que se mantiene al margen de forma vergonzosa”, y ello porque la Junta “quiere volver a ahorrarse una inversión en movilidad sostenible en la ciudad”, como la del desechado tranvía.
Por último, el CMC ha exigido al Ayuntamiento “que provoque una reunión del Ministro Ábalos con el Consejo del Movimiento Ciudadano y la Universidad, para que se puedan negociar los planes de futuro sobre el cercanías”, porque, “tal y como va a nacer el servicio, no es el que se plasmó en el dictamen técnico-ciudadano que se aprobó, ni el que la ciudad necesita” y, por eso, sería “positivo que el tren empiece ya a funcionar, pero con un plan de desarrollo, que debe ser negociado y participado”, y el Ayuntamiento “debe decidir si va a defender los intereses de la ciudad y si se va a conformar con ser el eco del Gobierno estatal”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here