Turruñuelos: el colegio que llega con cuatro años de retraso


La Junta anunció la construcción del centro el 2014 y no estará operativo hasta el curso 2021/2022 si no hay contratiempos

La Junta de Andalucía acaba de anunciar la construcción del colegio de Infantil y Primaria Turruñuelos, que está anunciado desde 2014 en una parcela de terreno situada tras la Comisaría de Policía del Parque Figueroa. Según la Consejería de Educación el plazo de construcción de este centro escolar es de 16 meses, por lo que no estará operativo para las numerosas familias de la zona hasta el curso escolar 2021/2022, si no surge ningún contratiempo en todo este tiempo. Desde que fue anunciado hace cuatro años, los numerosos alumnos del entorno lo tienen como opción de escolarización, aunque finalmente es el colegio Califato el que los acoge.

José María Bellido, Adolfo Molina y Luisa María Arcas, en el solar del colegio de Turruñuelos. fantasma
José María Bellido, Adolfo Molina y Luisa María Arcas, en el solar del colegio de Turruñuelos. /Foto: JC

El actual delegado de Educación, Antonio José López, ha sido el que ha hecho el último anuncio para la puesta en marcha del Colegio Turruñuelos y dijo que estará para el curso 2019/2020, una promesa que no se podrá cumplir dado el plazo de 16 meses de construcción del edificio. El Partido Popular ha denunciado esta situación en todo este tiempo y el pasado mes de febrero señaló el presidente de esta formación, Adolfo Molina, que “han pasado tres consejeros de Educación y tres delegados que han prometido este colegio en una zona donde hay familias jóvenes y muchos niños, y aquí lo que hay es un descampado”.
Según ha informado la Junta, los trabajos abordarán la construcción de un edificio de nueva planta de tipo C3, es decir, con tres líneas por cada nivel educativo de infantil y primaria y capacidad para albergar 675 puestos escolares. El nuevo colegio tendrá una superficie de más de 4.000 metros cuadrados construidos sobre una parcela de unos 12.000 metros en la zona oeste de la ciudad de Córdoba, que contiene elementos arqueológicos correspondientes a trama urbana de arrabal, así como restos del acueducto romano de Valdepuentes, por lo que la edificación deberá implantarse en los espacios libres no ocupados por éstos.
La construcción incluirá, además, un comedor escolar con cocina de oficio y un gimnasio con vestuarios. Asimismo, el edificio contará con una biblioteca, salón de usos múltiples, almacén general, aseos no docentes, cuartos de limpieza y basura e instalaciones. En el exterior se construirá un porche cubierto, una zona de juegos, dos pistas polideportivas, estacionamiento y huerto escolar.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here