Ganemos quiere una eléctrica pública para Córdoba


El portavoz de la agrupación de electores en el Ayuntamiento, Rafael Blázquez, afea la actitud del gobierno municipal por incumplir lo acordado hace 15 meses para poner en marcha una comercializadora

Blázquez
Rafael Blázquez./Foto: LVC

“Contar con esta comercializadora de electricidad es tan importante como hacerlo con una empresa propia de suministro de agua, con la que afortunadamente contamos”. En estos términos se ha expresado el portavoz de Ganemos en el Ayuntamiento de Córdoba, Rafael Blázquez, sobre la necesidad y exigencia de “la puesta en marcha de una empresa pública de energía”.
La propuesta ha sido reclamada este martes en la Comisión de Urbanismo y no se trata de una petición de nuevo cuño al gobierno que dirige Isabel Ambrosio. Es por ello por lo que Blázquez ha recordado que “acordamos con el Gobierno la elaboración de un estudio previo, pero ya que esto no se ha hecho, 15 meses después”. Por ello, desde Ganemos no se conforman ya con el inicio de los estudios, sino que “lo que exigimos ya es la puesta en marcha del expediente económico, la constitución del equipo de trabajo o comisión que proceda, y el encargo de estudios paralelos, no previos, que convengan”.
Este tipo de empresa, “será clave para mejorar la eficiencia en el uso de los recursos públicos rebajando los costes de la electricidad, nos permitirá no depender del oligopolio energético y facilitará que la gente en sus casas pueda reducir sustancialmente sus facturas con instalaciones propias de energía solar” ha asegurado Blázquez.
El concejal de Ganemos ha ido más allá, ante las posibles excusas del ejecutivo que conforman PSOE e IU y ha destacado que “lo único bueno de quedarnos atrás en cambiar el modelo energético es que ahora no hay ya que inventar nada, sino seguir los pasos de los llamados ‘ayuntamientos del cambio’ que sí han iniciado este camino”. En este sentido, Blázquez ha puesto como ejemplo a ciudades como Zaragoza, Madrid, Cádiz –“que impulsa su propia comercializadora y ha elaborado un ambicioso bono social para atender la pobreza energética”-, Pamplona y Barcelona.
Finalmente, el edil ha afeado la labor del ejecutivo de Ambrosio y García, al señalar que “esas ciudades no cuentan con menos trabas de las que podemos contar en este ayuntamiento, pero sí cuentan con más voluntad política, una voluntad que el Ayuntamiento de Córdoba aún no da aún muestras de tener”