Critican las condiciones laborales en la Agencia Pública Sanitaria Alto Guadalquivir


Los informáticos denuncian que las guardias "les fueron impuestas bajo coacción, que no están sujetas a legalidad alguna y que, en todo caso, la remuneración apenas alcanza al 17 por ciento"

Todos los sindicatos representados en el Comité Intercentros de la Agencia Sanitaria Alto Guadalquivir, que consta de siete centros hospitalarios en las provincias de Jaén y Córdoba, han reclamado a la Dirección de dicha agencia “la regularización y legalización de las guardias localizadas de los trabajadores informáticos” de sus siete centros.
Hospital de Peñarroya-Pueblonuevo. agencia
Hospital de Peñarroya-Pueblonuevo. /Foto. LVC

Según ha informado este jueves el comité en un comunicado, estos trabajadores “llevan años denunciando ante sus superiores que estas guardias les fueron impuestas bajo coacción, que no están sujetas a legalidad alguna y que, en todo caso, la remuneración que perciben por ellas apenas alcanza al 17 por ciento de lo que legalmente debería cobrar por ello”.
El asunto, según ha señalado el comité, “se agrava cuando la Agencia Alto Guadalquivir, no satisfecha con no abonar a los trabajadores su justo salario, impide que, ejerciendo su libre voluntad, éstos dejen de realizar estas guardias, considerándose estos profesionales chantajeados y sometidos a un rapto de su voluntad que, en algunos casos, está afectando gravemente a su vida personal, además de al de su salud, elevando sus quejas a la representación de los trabajadores por el alto nivel de estrés al que se están viendo sometidos algunos de estos profesionales por estas circunstancias”.
Para el comité, “varios son los aspectos que concluyen en esta inverosímil circunstancia, como el hecho de que algunos trabajadores estén de guardia permanente todo el año o seis meses del mismo, o que la empresa haya obligado a personal sin la titulación ni las competencias legales pertinentes (técnicos en vez de graduados universitarios) a la realización de estas guardias de categoría profesional superior”.