Fuentes ve que el debate sobre Cosmos "no es estrictamente jurídico"


El viceportavoz del Grupo Popular considera que "el conflicto político del cogobierno está socavando el interés general"

Los tiras y aflojas entre la Junta de Andalucía y la Gerencia de Urbanismo a cuenta de la innovación del PGOU que haría que Cosmos cerrase sus instalaciones actuales si quisiera usar residuos como combustible es algo que no le huele bien al viceportavoz del PP, Salvador Fuentes, quien ha afirmado que la situación “es muy preocupante, porque da la sensación de que detrás de este asunto se están planteando temas que no son estrictamente jurídicos”.

Intervención del presidente del comité de empresa de Cosmos.
Intervención del presidente del comité de empresa de Cosmos. /Foto. JC

Fuentes se basa en el último informe, el de Salud, en el que se afirma que la información remitida “no permite analizar los impactos sobre la salud de la población, supeditando todo a la veracidad de la información facilitada por la Gerencia de Urbanismo”. Más allá de esta afirmación sólo cabe un análisis político sobre el entorno de la cuestión, algo que no descarta el viceportavoz del PP al afirmar que “el conflicto político del cogobierno está socavando el interés general”.
La Junta de Andalucía es clara a la hora de señalar que “no se justifica razón alguna para la innovación del PGOU” que pretende Pedro García desde la Gerencia de Urbanismo. Además, reafirma que se le ha solicitado a este ente municipal información sobre “en qué situación quedan las empresas ya existentes” cuando no se les permita usar residuos como combustible”. Todo esto, en opinión de Salvador Fuentes, le hace afirmar que se carezcan de “garantías jurídicas”, lo que tendría graves repercusiones tanto en las empresas ya asentadas en la capital como en aquellas que tengan previsto hacerlo en un futuro, como ya se ha advertido con claridad desde la patronal cordobesa CECO.
Fuentes ha calificado de “circo” todo lo que envuelve actualmente a la situación de Cosmos, ha pedido “que acabe ya”, porque “se está engañando a los vecinos, a la empresa, a la ciudadanía porque nadie aclara el tema y no queremos pensar en que todo esto se haga de forma deliberada”.