Duras criticas de los jueces a la Ciudad de la Justicia


Miguel Ángel Pareja critica que "el personal técnico que se ha encargado de la distribución de espacios no ha tenido la mínima delicadeza de consultar con los jueces y tienen muchas deficiencias"

El juez decano de Córdoba, Miguel Ángel Pareja, lamenta que a pesar de “la amplitud y la grandeza” del edificio de la Ciudad de la Justicia en cuanto a zonas comunes como las entradas, el salón de actos, el salón de bodas o la sala del jurado, “el personal técnico que se ha encargado de la distribución de espacios no ha tenido la mínima delicadeza de consultar con los jueces sobre la distribución de espacios y ubicación de los juzgados y dependencias”.
En una entrevista con Europa Press, el también titular del Juzgado de lo Penal número 3 de Córdoba expresa que es “una lástima” esta situación por los técnicos, cuando la Junta de Andalucía ha hecho “un gran esfuerzo y una gran inversión” para tener una Ciudad de la Justicia “moderna, como la que se ha intentado construir”. Asimismo, resalta que el personal de la administración está haciendo “el esfuerzo desmesurado y más allá de lo exigible para que todo esté a punto, perfecto y poner remedio a todos los inconvenientes”, para lo cual elogia la labor del secretario general de Justicia de la Junta en Córdoba, José Luis Mejías.
En este sentido, asevera que “Córdoba tiene que estar orgullosa de tener centralizados todos los servicios en una Ciudad de la Justicia”, en un edificio “moderno, inteligente y que va a satisfacer las necesidades de la ciudad en cuanto a la justicia se refiere”, pero “las dependencias de trabajo tienen bastantes deficiencias”. Y es que, defiende que “el arquitecto, sus auxiliares o el personal técnico deberían haber consultado al menos al juez decano o los jueces de instrucción”, por ejemplo, “para saber cómo tiene que ser un despacho de un juzgado de instrucción”, porque “tan solo se ha colocado la mesa del juez y dos sillones”, de modo que “no hay sitio” para las demás personas que tienen que estar presentes en una declaración, como los distintos abogados y el fiscal, al tiempo que “falta una mesa auxiliar”.
Igualmente, puntualiza que “tampoco se comprende como a algunos juzgados se les asignan espacios desmesurados y a otros espacios minúsculos”, para lo cual menciona los juzgados de Instrucción números 7 y 8, que en el caso del 8 “se buscan alternativas”, y los juzgados de lo Penal números 2 y 3, porque “el 3 tiene a penas un tercio del espacio asignado al otro”. Asimismo, advierte de que “no hay una distribución lógica de números en los juzgados”; “se han colocado puestos de trabajo próximos al despacho del juez y el letrado de la administración de justicia”, algo que ocurre en el Juzgado de Instrucción número 3 y en el Juzgado de lo Penal número 3, cuando son “los puestos con más tránsito, con el personal de auxilio para citaciones”.
Justicia
Susana Díaz visita la Ciudad de la Justicia. /Foto: Curro Paniagua

El Decanato en la segunda planta
Sobre el decanato, explica que “si el personal que distribuye los espacios hubiera consultado con el juez decano o cualquier persona del decanato, se le hubiese dicho que el decanato no está por casualidad en todos los palacios de justicia cerca de la entrada principal y junto a los servicios comunes, porque es una necesidad que esté ahí y no en la segunda planta, como se ha colocado en Córdoba, y en un lugar de difícil acceso”.
Por otra parte, declara que “hay funcionarios que en un moderno edificio no tienen o a penas tienen luz natural”, a lo que agrega que, “de acuerdo con la dignidad” del cargo de juez decano y “la autoridad que representa, como tercera autoridad gubernativa del edificio”, es “inadmisible” que “en un edificio de más de 50.000 metros cuadrados sea precisamente en el despacho del juez decano donde haya una de las salidas y entradas de bomberos”, reprocha.
Además, la sala de reuniones de jueces del decanato está “dentro de las dependencias del secretario coordinador”, algo que, en palabras del magistrado, “da idea de que el personal técnico no ha consultado, ni ha realizado nada con el decanato, ni ha tenido en cuenta con la opinión de los jueces, posiblemente por pensar que lo sabían todo y no necesitaban consultar con nadie”. De igual modo, remarca que “el juez decano de Córdoba tiene a su cargo a 38 órganos jurisdiccionales, por lo que está próximo a liberarse”, de forma que recomienda que “la salida y entrada de bomberos quizás debería estar en una zona común, en vez del despacho de la tercera autoridad representativa del edificio”. De hecho, afirma que en su despacho del Juzgado de lo Penal número 3 hay otra puerta para bomberos, pero no se queja de ésta. Preguntado por la distribución de los espacios antes de la construcción y apertura del edificio, afirma que ha habido reuniones “por parte de los técnicos” con el presidente de la Audiencia, el fiscal jefe y el secretario coordinador, pero “con el juez decano no”, apostilla.

“Intentar solucionar”

En cualquier caso, Miguel Ángel Pareja remarca “el esfuerzo” que se hace desde la Junta de Andalucía y por parte de José Luis Mejías por “intentar solucionar y paliar” las distintas situaciones, a la vez que aclara que “el fallo viene del personal técnico por no consultar” y precisa que “el ciudadano no va a sufrir este tipo de cuestiones que se plantean, sino los trabajadores”. En cuanto al traslado en sí, valora que la administración hace “un buen trabajo”, junto con las empresas que lo llevan a cabo, así como los funcionarios de los juzgados y el resto de personal de la administración de justicia, de manera que “se están cumpliendo los plazos”, subraya, para apuntar que “de momento no hay incidencias relevantes” sobre el traslado.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here