El lamentable estado de las calles de Villarrubia


La concejal del PP Laura Ruiz ha criticado el "importante deterioro de calles y zonas verdes de Villarrubia por la ausencia de mantenimiento del gobierno municipal de PSOE e IU"

Laura Ruiz, en un acceso a los Sotos de la Albolafia.
Laura Ruiz./Foto: Curro Paniagua

La concejal del Partido Popular (PP) en el Ayuntamiento de Córdoba, Laura Ruiz, ha criticado el “importante deterioro de calles y zonas verdes de Villarrubia por la ausencia de mantenimiento del gobierno municipal de PSOE e Izquierda Unida (IU)”. El PP ha informado en una nota de que Ruiz ha alertado de que la “despreocupación, la falta de interés y la falta de previsión en las barriadas son rasgos que definen al actual equipo de gobierno que han vuelto a olvidar a estas zonas, relegándolas en su programa de actuaciones y tareas de mantenimiento como si fueran barrios de segunda”.
En ese sentido, los ‘populares’ han criticado “las malas condiciones del pavimento y zona verde de la pista de petanca” que existe junto al centro de mayores de Villarrubia, zona “que lleva meses sin limpieza pese a las reiteradas quejas de los usuarios de estas instalaciones que han alertado de la falta de mantenimiento”. Asimismo, Laura Ruiz ha apuntado que esta barriada “sufre una absoluta falta de atención y de actuaciones que se hace muy visible en calles como Henares, Azahara, Jarana, Anzur o Névalo, así como en la zona que rodea la antigua azucarera”.
La edil popular ha sostenido que “estos núcleos de población acusan el olvido del gobierno municipal, responsable de consolidar en los últimos años un desequilibrio notable de obras y mantenimiento entre los barrios que conforman nuestra ciudad”. Por último, la concejal ha manifestado que “resulta preocupante comprobar cómo la prestación de servicios en el conjunto de la ciudad se ha reducido”, y ha indicado que la prestación “ha empeorado de forma notable en las barriadas que como Villarrubia reciben una atención que está muy por debajo de las demandas mínimas que piden los cerca de 6.000 vecinos que residen en la barriada”.