“He perdido seis mesas y he echado a dos empleados”


Uno de los dueños de un negocio de la calle de la Plata explica su visión sobre la polémica de los veladores

mesas
Calle de la Plata./Foto: RTVA

El primer teniente de alcalde, Pedro García, el presidente de la Asociación de Profesionales del Turismo de Córdoba (APTC), Alberto Rosales, así como empleados y comerciantes de las zonas afectadas por la normativa municipal sobre los veladores se han pronunciado en el programa de Canal Sur Televisión, Andalucía Directo. Durante la emisión, uno de los hosteleros de la calle de la Plata se ha pronunciado sobre esta controvertida cuestión. El responsable ha señalado que “se han pasado un poco de la raya, poniéndonos la cinta como si estuviéramos en la cárcel”. Si bien ha reconocido que la delimitación municipal funciona, el empresario ha asegurado que con esta medida “he perdido seis mesas”. Un hecho que, en su opinión, le hace perder una media de 200 euros diarios y “he tenido que echar a dos personas y, con el resto de bares de la calle, se han despedido a unos diez empleados”.
Por su parte, el presidente de la APTC, Alberto Rosales, ha asegurado que la intención de los hosteleros es cumplir las ordenanzas municipales, pero de forma sosegada, “educando e informando a la gente”. Asimismo, Rosales ha recordado que no todos los establecimientos tienen capacidad para recoger las mesas y sillas en su interior, tal y como se solicita desde el Consistorio.
El primer teniente de alcalde ha defendido la forma de proceder que se está siguiendo, con respecto a este asunto. Así, García ha señalado que “había muchísimos bares que no pedían la licencia de los veladores, que no se ajustaban a la licencia que tenían. Por suerte, hoy en día el 90 por ciento de los empresarios de la hostelería cumple con la ordenación”. Sobre la imposibilidad de que los bares dejen las sillas y mesas, apiladas en la calle cuando cierran el establecimiento, el máximo responsable municipal del turismo en la ciudad ha manifestado que “tuvimos que hacer cumplir la ordenanza”, en referencia al 10 por ciento de hosteleros que, según sus afirmaciones, no la cumplían.
Finalmente, sobre el impacto visual en la zona del casco histórico García se ha reafirmado en que se trata de una petición de la Unesco, que “ya nos ha llamado la atención a todas las ciudades Patrimonio de la Humanidad”. Mientras que uno de los trabajadores de un negocio de la Judería ha recordado que “es verdad que hay carteles que llaman mucho la atención”, pero ha subrayado que lo primero que no está integrado en el entorno es un establecimiento de comida rápida que se halla frente a la Mezquita-Catedral.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here