Córdoba Apetece alerta de los riesgos de la retirada de veladores

25

La asociación avisa de que con el cierre de bares, "el Ayuntamiento debería de ofrecer lavabos públicos para todos estos ciudadanos y público en general"

La asociación de profesionales del turismo Córdoba Apetece ha elaborado un listado con las consecuencias que acarrearía al sector hostelero en particular, y a la ciudad en general, el endurecimiento de la retirada de veladores en la vía pública. Este colectivo aboga por “flexibilizar” la existencia de las terrazas en todas las zonas de Córdoba, por ser tanto una actividad económica que mantiene a numerosas familias como por formar parte de cómo se entiende el ocio urbano, porque “estos espacios se convierten a diario en punto de encuentro y convivencia”.

Terraza con veladores. apetece
Terraza con veladores. /Foto: JC

Así, Córdoba Apetece ofrece una serie de reflexiones para que los cordobeses valoren el alcance de las medidas que ha puesto en marcha la Gerencia Municipal de Urbanismo (GMU) y que se han substanciado, fundamentalmente, tanto en la retirada de algunos elementos como en la reducción del espacio a ocupar por mesas y sillas sin abaratar la tasa municipal que anualmente se cobra por este concepto.
En un comunicado, este colectivo afirma que se puede pensar que la retirada de los veladores es algo que “beneficia al 100 por cien” de los cordobeses; al contrario, su opinión es bien distinta, ya que “cerca del 80 por ciento de los empleados en bares y terrazas suelen ser vecinos del barrio donde radican estos establecimientos”. Al igual que en otras ocasiones, inciden en las consecuencias que tendría en el tejido económico de la ciudad una minoración del número de establecimientos dedicados a la hostelería: “Estaríamos abocados así a la desaparición poco a poco de nuestra última y gran industria en Córdoba, la hostelería, de la cual depende un gran porcentaje de la ciudad”.
Córdoba Apetece subraya el servicio que prestan estos locales al turismo al ser lugares donde pueden comer y beber durante su estancia en la ciudad, así como espacios de ocio. Además, también prestan un servicio que pocas veces se tiene en cuenta, como es el higiénico, puesto que “si estos locales cierran por no poder mantener la venta sin terraza, el Ayuntamiento debería de ofrecer lavabos públicos para todos estos ciudadanos y público en general”.
En este comunicado, este colectivo de profesionales entra de lleno en el agravio que suponen las actuaciones contra las terrazas de los bares del Centro respecto a otros barrios. Por esto, afirman que “si las restricciones se reducen sólo a zonas turísticas y barrios más concurridos, estamos convencidos de que muy pronto las demás zonas se verían desbordadas en público, lo que acarrearía la saturación también de esas zonas por el mismo tema de veladores y sería muy probable que también procedieran a retirar el permiso de esos locales o reducir los veladores, por lo que el vecino o visitante tendría cada vez menos posibilidad de encontrar este tipo de servicio que tanto nos gusta por cultura o costumbre”.
Por último, entran de lleno en el aspecto económico. Córdoba Apetece señala la repercusión en las arcas municipales por el ingreso de esta tasa. “Estamos convencidos de que la pérdida de estos importes se reducirá en más del 50 por ciento y el Ayuntamiento se verá obligado, por tanto, a conseguir nuevos ingresos y será el ciudadano de a pie el que asuma el coste”.

2 Comentarios

  1. El comentario de los lavabos no deja de ser peregrino totalmente. No entiendo que hablan de lucha en un sector que tiene fama de estar abusando (no se puede generalizar desde luego) de los trabajadores y la precariedad, sueldos de miseria y horas en cantidad, sin contra la estafa a la seguridad social. Hablo con conocimiento de causa, un profesional ganaba 1400 y le dijeron la mitad lo mismo y esto es lo que hay. Entró por el aro. Personas dados de alta una hora. Personas que no lo están. Si vamos a hablar hablamos. Los veladores hay que regularlos, primero porque se engaña al ayuntamiento con una autorización y se duplica en ocasiones y sobre todo el espacio que hay que compartirlo cuando menos.

    • Creo que no tiene nada que ver el sueldo de un camarero con el riesgo de desaparición del bar. Si el bar tiene que cerrar porque le quitan la terraza, ese camarero ya no tiene que preocuparse por las horas que trabaje ni por el poco sueldo que cobre.
      Creo que estamos hablando del impacto en el turismo y ocio de los cordobeses que supondría el cierre de las terrazas. Vivimos del turismo, que no se nos olvide.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here