Dos cordobesas en San Telmo


Susana Díaz destaca de Marina Álvarez que trabajará para avanzar en el compromiso colectivo con la sanidad pública y "dando esperanzas" a los pacientes

La presidenta de la Junta, Susana Díaz, ha presidido en el Palacio de San Telmo la toma de posesión del nuevo Gobierno andaluz para “aprovechar al máximo la recuperación” y caminar hacia una Andalucía “potente, moderna, inclusiva y de vanguardia”, en el que destaca la presencia de dos cordobesas, como son las consejeras de Salud y de Justicia e Interior, Marina Álvarez y Rosa Aguilar, respectivamente.

Susana Díaz, con el nuevo Ejecutivo andaluz. Telmo
Susana Díaz, con el nuevo Ejecutivo andaluz. /Foto. LVC

En su discurso tras la toma de posesión de los seis nuevos consejeros –de Educación, Sonia Gaya; de Salud, Marina Álvarez; de Justicia e Interior, Rosa Aguilar, que cambia de cartera; de Empleo, Empresa y Comercio, Javier Carnero; de Cultura, Miguel Ángel Vázquez, y de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural, Rodrigo Sánchez Haro-, Díaz ha subrayado que este cambio, en mitad de la legislatura, persigue “tomar impulso y fortaleza para gestionar una recuperación económica que tiene que ser para la gente”.

Díaz ha destacado que Marina Álvarez, hasta ahora gerente del Hospital Reina Sofía y Medalla de Andalucía por su labor profesional, trabajará para seguir avanzando en el compromiso colectivo con la sanidad pública y “dando esperanzas” a los pacientes. Por su parte, Sonia Gaya, que llega al Gobierno andaluz desde el sindicato UGT, se dedicará, ha indicado la presidenta, a seguir labrando una “educación pública de calidad” en Andalucía, luchando contra el abandono escolar, mejorando resultados y haciéndola accesible a todos los andaluces.

De la Consejería de Empleo, que a partir de ahora dirige Javier Carnero, Susana Díaz ha subrayado que “va a ser clave en diálogo social, concertación social y mesas de trabajo conjuntas” para avanzar hacia un “empleo de calidad” en un momento en que ya se están recuperando los niveles de empleo previos a la crisis. Asimismo, la presidenta ha incidido en que el nuevo consejero de Agricultura, Rodrigo Sánchez Haro, “conoce bien la potencia del sector agroalimentario y tiene el reto de continuar” los buenos resultados.

Miguel Ángel Vázquez, hasta ahora portavoz del Gobierno, deja de ser el “rostro” del Ejecutivo para pasar a “mostrar la fortaleza del sector cultural, que es un derecho y una industria” que hace a las sociedades “más libres y mejores”. La hasta ahora consejera de Cultura, Rosa Aguilar, se sitúa al frente de Justicia e Interior. Asimismo, Díaz ha agradecido al periodista Juan Carlos Blanco, nuevo portavoz del Gobierno, que “dé un paso al frente para comprometerse en política”.

Susana Díaz ha tenido asimismo, en el transcurso del acto desarrollado en el Palacio de San Telmo, palabras de reconocimiento para el “grandísimo equipo” con el que ha contado en los dos primeros años de Gobierno, que han coincidido con “los últimos coletazos duros de la crisis”. Así, el consejero saliente de Salud, Aquilino Alonso, ha sido un “gran profesional sanitario que se ha situado al frente de la defensa de la sanidad pública y universal”, garantizando que se abrieran infraestructuras, sin recortes y promoviendo la recuperación de derechos recuperación.

Por su parte, Emilio de Llera, hasta ahora consejero de Justicia y también “profesional de prestigio”, ha hecho un “esfuerzo y sacrificio por lo público”, y la catedrática Adelaida de la Calle, que ha sido además de consejera de Educación rectora de la Universidad de Málaga y presidenta de la Conferencia de Rectores, ha mostrado su “compromiso social” garantizando, desde su cartera, que haya hoy “más profesores, a pesar de haber menos niños, y calidad en la enseñanza”. A José Sánchez Maldonado, Susana Díaz le ha agradecido que haya construido los cimientos para la creación de empleo de calidad, y a Carmen Ortiz, su diálogo con el sector agroalimentario y su contribución a los “resultados espectaculares que éste ha conseguido”.