¿Estupenda la Feria de Mayo o mejorable?


Algo que está dando mucho que hablar en lo que va de Feria, es la falta de riego del albero

Partiendo del dicho “para gustos los colores”, hay ciertos detalles de la Feria que mientras algunos los consideran innecesarios o inapreciables, otros los echan en falta como “agua de mayo”, nunca mejor dicho, para que esta fiesta adquiera una imagen más positiva, ya no sólo de cara al visitante o turista, sino también para el disfrute de los propios cordobeses.
Al margen de cuestiones como si la música discotequera es acertada o no para la Feria, el mayor o menor uso de la vestimenta típica para esta fiesta, o la promoción que se hace del botellón, La Voz de Córdoba ha preguntado a algunos ciudadanos que han pisado ya El Arenal sobre qué aspectos mejorarían de la Feria y entre los más discutidos destacan la necesidad de sombras, una limpieza más exhaustiva en las calles del recinto, o la mejora del servicio del transporte público para llegar y volver de la Feria, aunque en esto último casi todos los preguntados coinciden en lo que ya es un clásico; “hacen falta más autobuses”.
Algo que está dando mucho que hablar en lo que va de Feria, es la falta de riego del albero del recinto. Es cierto, que en contra de la creencia mayoritaria, el albero por sí sólo no es alérgeno, pero sí lo son las partículas que se adhieren a él, las gramíneas y pólenes primaverales. “El polvo que se genera en el ambiente, y eso que hasta el momento no ha hecho aire que lo ayude a levantarse del suelo, es muy molesto para los que somos alérgicos, incluso, puede ocasionarnos crisis espiratorias simplemente por pasear un rato por la Feria”, comenta Ignacio Fernández, un joven de 23 años. “Otros años se ha tenido más cuidado con el asentamiento del albero, se ha ido regando de forma más continuada y este año nada de nada”, añade este cordobés.
En cuanto a las sombras, Ana Miranda, una cordobesa de 60 años no se explica “cómo con los años que llevamos sufriendo las altas temperaturas de esta Feria, siguen sin haber suficientes sombras, porque desde los árboles que se plantaron en la Calle de Enmedio con el PP en el Gobierno, no se ha plantado ni uno más”. “Una con cierta edad ya prefiere no salir de la caseta para pasear por El Arenal y ver el colorido de la Feria porque el paseo es infernal a ciertas horas”, afirma esta mujer, notablemente molesta. Sin embargo, Gloria Rodríguez, estudiante de Empresariales, le resta importancia al problema y afirma que “con un sombrero está solucionado”.
Lo cierto es que, este año, aparecía una partida en los presupuestos del Ayuntamiento de 300.000 euros para destinarlos a mejoras de la Feria pero desde el consistorio reconocieron no hace mucho, concretamente la concejal socialista de Promoción de la Ciudad, Carmen González, que “no ha dado tiempo ha emplear este dinero”.
En cuanto a la limpieza, Juan Antonio Porras, del barrio de la Fuensanta, lamenta que en ocasiones se vean en las calles del recinto “rincones que acumulan vasos y botellas que ofrecen una imagen muy negativa de la Feria y al mismo tiempo de la ciudad, sobre todo, para los que nos visitan”. “Los encargados de la limpieza deben ser más o estar más ágiles, aunque también deberíamos de preocuparnos los ciudadanos por usar las numerosas papeleras para depositar la basura”, subraya este cordobés.
En definitiva, parece que todo el que va a la Feria se lo pasa bien rodeado de amigos y familiares, pero cosa distinta es que se esté de acuerdo con el modelo de Feria, así como con que se subsanen aspectos que, la mayoría coincide, son manifiestamente mejorables.
 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here