El PP reclama información sobre los viajes de Rafael del Castillo


El concejal de Servicios Sociales responde sin dar datos de sus viajes y culpando a los populares de que "las familias no coman como es debido"

El grupo popular va a solicitar información sobre los viajes realizados por el concejal de Servicios Sociales, Rafael del Castillo, que, en opinión de la concejal del PP María Jesús Botella, quien ha señalado que “hay que saber adónde ha ido y cómo ha repercutido esto en las familias necesitadas de Córdoba”.

María Jesús Botella y Salvador Fuentes. Castillo
María Jesús Botella y Salvador Fuentes. /Foto. LVC

Botella ha explicado que Rafael del Castillo “tenía en 2016 dos partidas de 1.000 euros, una para dietas y otra para gastos de viaje, y las gastó, por lo que hubo que realizar una modificación presupuestaria de 1.500 euros, por lo que ha cargado 3.500 euros en viajes de intercambios de experiencias sociales”.
Esta concejal ha explicado que el verano pasado realizó un viaje a Cuba, acompañado por dos técnicos, que no fue autorizado y que supuso un cargo a las arcas municipales de 3.900 euros, del que fue necesario levantar un reparo para que la agencia de viajes pudiera cobrar.
El propio Rafael del Castillo ha respondido a estas acusaciones mediante un comunicado sin responder a las preguntas formuladas desde del Partido Popular, como el destino de los viajes y cómo ha repercutido éstos en la ciudad. Ha afirmado que el PP “manipula y falsea los datos” y los culpa “de que con sus políticas, las familias no coman como es debido”.
Además, María Jesús Botella ha criticado otras cuestiones en la gestión de Del Castillo al frente de Servicios Sociales. Le ha calificado de “incoherente”, ya que “al PP nos decían que la Oficina de Inmigración la teníamos privatizada porque la llevaba una ONG por convenio y ellos han dado un paso más hacia la externalización, no a través de un convenio, sino de un pliego de adjudicación puro y duro, adjudicado a la oferta económica más ventajosa”.
También ha señalado que hace “populismo y demagogia”, ya que “el concejal se manifiesta con los trabajadores y los sindicatos a la puerta de Clece cuando éste no es el papel del Ayuntamiento, sino sentarse con la empresa para mejorar