El cogobierno y Ganemos no admiten enmiendas de la oposición


PSOE, IU y Ganemos no admiten ninguna de las enmiendas a las cuentas de PP, Ciudadanos y UCOR

El cogobierno municipal más Ganemos han tumbado la totalidad de la treintena de enmiendas presentadas por los tres grupos de la oposición. Una tras otra han votado que no a las enmiendas, con independencia de que tratara de mejoras en distintos puntos de la ciudad o de que los parques infantiles fueran inclusivos para que no se marginara a algunos niños. La negativa continuada ha sido la constante a la parte final de un debate de más de dos horas que ha terminado con la prevista aprobación de los presupuestos tras ceder el gobierno a las pretensiones de Ganemos para lograr sus necesarios cuatro votos. Esta negativa a aceptar enmienda alguna de la oposición choca frontalmente con las reiteradas alusiones al diálogo realizadas desde el gobierno municipal desde que se presentara el anteproyecto de presupuestos.

Isabel Ambrosio y Valeriano Lavela. enmiendas
Isabel Ambrosio y Valeriano Lavela. /Foto: LVC

La única de las enmiendas aceptada por este tripartido ha sido una presentada por el PP a las bases de ejecución, por lo que no se varía partida alguna de los presupuestos. En concreto hace referencia las asignaciones económicas que reciben los distintos grupos políticos y regula su control y fiscalización
El acuerdo firmado en la tarde de ayer entre los portavoces de PSOE, IU y Ganemos, ha sido el condicionante que ha permitido que el Pleno haya dado luz verde al anteproyecto de presupuestos para este año. Las intervenciones de estas tres formaciones han girado en torno al plano social de estas cuentas que aún tienen que pasar los trámites de exposición pública y aprobación definitiva para su entrada en vigor, mientras los tres grupos de la oposición han coincidido en destacar la ausencia de planificación en las inversiones.
El documento presupuestario ha salido adelante con los votos de PSOE, IU y Ganemos, frente al rechazo mostrado por PP, Ciudadanos y UCOR. En el largo debate cada uno de los intervinientes ha dedicado las alabanzas o las críticas según la visión poliédrica que ofrece este documento económico.
La teniente de alcalde de Hacienda, Alba Doblas, cargó en su intervención contra la advertencia realizada por la Intervención Municipal de Fondos sobre un posible incumplimiento de la regla de gasto, algo que ha sacado a relucir en cada una de sus intervenciones. Esta concejal de IU la minusvaloró para restarle importancia. “¿Qué sentido tiene para gente? ¿Quién la entiende? No es nada, es un invento de la mayoría absoluta del PP que no tiene ningún sentido y que la minoría absoluta del PP está dispuesto a cambiarla. Beneficia a quien más gasta en perjuicio de las que más ahorran”, ha señalado. Doblas remató este ataque a la regla de gasto, que ha calificado de “indice absurdo”, al afirmar que “nada nos preocupa menos en estos momentos” porque “se hace una interpretación sesgada de un informe de Intervención que no es preceptivo aún porque se habla ahora de estimaciones”.
Por el grupo socialista ha intervenido el viceportavoz, Emilio Aumente, quien ha subrayado los valores que tiene el presupuesto, con incidencia en lo social. El concejal de Ganemos Alberto de los Ríos defendió que el carácter de los presupuestos de este año se debe a las aportaciones realizadas por su grupo en el acuerdo alcanzado con el cogobierno. Ha criticado el incumplimiento de los acuerdos del pasado año, razón por la cual se ha adoptado en esta ocasión un modelo distinto en el que se hará un seguimiento exhaustivo para controlar de cerca la materialización de lo acordado.
Las críticas más duras a los presupuestos vino, como era de prever, de la bancada popular. Su portavoz, José María Bellido, ha dicho que el Ayuntamiento “va camino de la insumisión fiscal”, en alusión a las palabras de Doblas sobre la regla de gasto. Entre otros calificativos, ha dicho que son irreales, que los gastos quedan en papel mojado y que son los presupuestos de la mitad de los cordobeses, porque “se basan más en la propaganda y el marketing y detrás del discurso sólo está el vacío”. Además, ha explicado que generan “incertidumbre en el futuro de algunas empresas públicas” por no hacer caso a las advertencias del órgano de fiscalización. “Son decepcionantes en la inversión porque no responden a proyecto ni a eje estratégico”, por lo que es “ineficiente ese gasto”, ha explicado. Bellido ha criticado también el acuerdo presupuestario entre las tres formaciones y la señalado al PSOE por perder su carácter centrado y ahora “se echa en brazos de una parte de la ciudadanía muy escorada a la izquierda”, en clara alusión a Ganemos.
De los Ríos ha desplegado un catálogo de críticas, como el hecho de que se carezca de un plan de inversiones plurianuales, que se desconozca el futuro de la Fundación Agrópolis, así como que materias, como el medio ambiente o igualdad, sean “irrelevantes” en el documento presupuestario de PSOE e IU.
Por su parte, el portavoz de Ciudadanos, David Dorado, criticó que se carezca de inversiones concretas y de proyectos plurianuales. Sobre las inversiones, ha señalado que son “operaciones de mantenimiento” y, por este motivo, ha señalado las propuestas que su grupo presenta, como es el caso de un plan de apoyo al comercio de cercanía, “que no van a cumplir”, ya que lo mismo se incluyó en el acuerdo con Ciudadanos para las cuentas de 2016 “y no se ha hecho nada”. Entre sus enmiendas figuran la concesión de subvenciones a las ONG La Mirada del Sur y a Redmadre, así como la celebración de un encuentro de todas las ciudades que, repartidas por el mundo, llevan el nombre de Córdoba. Dorado ha insistido en la realización de una auditoría de gestión en la Gerencia de Urbanismo para buscar una solución a que trabajadores laborales realicen cometidos reservados por ley a los funcionarios. Por último, en la segunda ronda de intervenciones, dijo que el presupuesto es “papel mojado” y señaló que no lo iban a apoyar.
El portavoz de UCOR, Rafael Serrano, ha reconocido que ha tenido un par de reuniones con Doblas para hablar de unos presupuestos que no les gustan. Pese a esto, ha presentado siete enmiendas, que piden la contratación de monitores y porteros en los colegios públicos, mantenimiento de los carriles bici, promoción de la igualdad, mejora de los parques infantiles con juegos inclusivos, dotación económica para la Fundación Agrópolis, favorecer el comercio de barrio y, por último, una encomienda de gestión a Vimcorsa para la contratación por 500.000 euros de desempleados en el sector de la construcción.

1 Comentario

Comments are closed.