"No hubo delito" mantiene la defensa de la presunta violación de Pozoblanco


Hoy declara la joven pozoalbense que denunció haber sido violada y además 7 testigos, entre ellos el portero del local dónde pudo conocer a los acusados

La joven pozoalbense de 21 años que denunció haber sido violada por cuatro de los acusados de agresión sexual colectiva durante la fiesta de los Sanfermines en Pamplona -por lo que están en prisión preventiva junto a otro imputado más- declara hoy en el juzgado de Instrucción número 1 de Pozoblanco por segunda vez.
Y es que su declaración anterior, las defensas no estuvieron presentes y solicitaron al juez la repetición de su testimonio así como de los testigos a quienes se les había tomado declaración.
“Es absolutamente necesaria nuestra presencia” ha dicho a la entrada del juzgado uno de los abogados de dos de ellos quien considera importante que la presunta víctima pueda contestar a las preguntas del juez y de ellos, porque entiende que en la versión de los hechos de la denunciante es contradictoria ya que, a su juicio “ninguna es coincidente”. Este letrado niega que sus defendidos drogaran a la joven con burundanga, una sustancia que anula las facultades volitivas, y ha pedido cautela hasta conocerse las pruebas periciales que se practiquen en el sumario.
Además, hoy se espera la declaración de 7 testigos de los hechos ocurridos el pasado mes de mayo durante la feria de la localidad cordobesa de Torrecampo,entre ellos, el portero del local donde presuntamente la víctima, de 21 años, pudo conocer a 4 de los jóvenes acusados por violación colectiva en los Sanfermines con los que se volvió en coche hasta su pueblo.
Además, la principal prueba de cargo contra los acusados, un vídeo que uno de ellos grabó donde se recoge supuestamente la violación, podría no tener validez legal como así ha explicado el abogado que ha pedido que sea impugnado porque “esa grabación forma parte de la instrucción del caso abierto por la Policiía Foral de Navarra y por lo tanto de otro sumario” por el que uno de los 4 jóvenes junto a un amigo más, se encuentran en prisión provisional en cárceles de Pamplona y Madrid.