Mandos de la policía de tráfico se forman en detección de drogas


La especialización es necesaria ya que “diversos estudios recientes concluyen que los conductores fallecidos que dieron positivo en drogas aumentan un 7% en cuatro años”

La Policía Local de Córdoba forma a esta semana a un total de 33 mandos y agentes policiales a través del curso denominado ‘Policía de Tráfico Especialista en Drogas’, de 35 horas de duración, que ha comenzado este lunes y se desarrollará hasta el 25 de noviembre en el Aula de Formación de su Escuela. Sobre la necesidad de dicha especialización, desde la Jefatura de la Policía Local se destaca que “estudios recientes han concluido que los conductores fallecidos que dieron positivo en drogas aumentan un 7% en cuatro años”, lo que se traduce en que “3 de cada 10 conductores sometidos al test de drogas dan positivo, datos escalofriantes que dibujan una realidad grave y preocupante”.
curso-poliAsí, el curso de especialización denominado ‘Policía de Tráfico Especialista en Drogas’ tiene como objeto habilitar y dotar de herramientas necesarias para prevenir la comisión de infracciones tanto administrativas como penales en los conductores de vehículos a motor y ciclomotores. El curso, que ha sido concertado con la Escuela de Seguridad Pública de Andalucía (ESPA), dada su especialización, será impartido por docentes expertos en la materia, los cuales tratarán cuatro bloques como son el jurídico, medicina legal, intervención policial, medios técnicos y experiencias de buenas prácticas en otros Cuerpos con competencia y en la materia.
Participarán, entre otros, la Fiscal Delegada de Seguridad Vial de la Audiencia Provincial de Córdoba, el director del Instituto Forense de Medicina Legal de Córdoba, el responsable del Seminario/Departamento de Tráfico y Seguridad Vial de la Escuela de Seguridad Pública de Andalucía (ESPA) y la Guardia Civil. Por último, y a este respecto, hay que señalar que recientemente la Policía Local ha adquirido un dispositivo analizador para detectar la presencia de drogas y otras sustancias en conductores de vehículos.