La Escuela Taurina lucha por mantener su esencia


Este centro cuenta con 30 alumnos procedentes de Córdoba y distintos puntos de la provincia

Que Córdoba es una de las ciudades españolas con más tradición taurina, nadie lo duda. Y es que las calles de la capital derrochan alma taurina. El barrio torero de Santa Marina, las plazas de la Corredera, la Magdalena, o el Campo de la Merced y el actual Coso de los Califas, son algunos de los rincones y lugares que atestiguan esa entidad de ciudad estrechamente ligada al mundo del toreo.

Alumnos escuela taurina de Córdoba
Alumnos de la Escuela Taurina de Córdoba entrenando

Teniendo en cuenta este aspecto, no sorprende que Córdoba cuente con una de las organizaciones que más velan por la defensa de la fiesta nacional por excelencia en España, los Toros, como es el Círculo Taurino de Córdoba, fundado en 1963, con el fin específico del fomento y cultivo de esta tradición. Entre sus actividades a favor de la tauromaquia, promociona, sustenta y dirige la Escuela Taurina de Córdoba, que, sin duda alguna, contribuye a mantener esa imagen de ciudad impregnada de esencia taurina, que aún cuenta con visibles antecedentes arqueológicos vinculados al mundo del toro, de época ibérica y romana.
En este sentido, y desde su fundación en el 1977, este centro de formación taurina “lucha por preparar a jóvenes que sueñan con llegar a ser grandes figuras del toreo y al mismo tiempo, por contribuir a mantener esa percepción que siempre ha acompañado a la ciudad de símbolo indiscutible de la tauromaquia en todo el mundo”, ha manifestado el director del centro, Rafael González “Chiquilín”, uno de los nombres que más eco tuvo en la época dorada de los novilleros de los años 90.
El presidente de la Escuela, Francisco Gordón, nos ha contado que en la actualidad tienen unos 30 alumnos de todas las edades, sobre todo, los que rondan los 12 años, procedentes de la capital y de todos los puntos de la provincia “a los que tratamos de ayudar a hacer realidad su sueño”.
En cuanto a las polémicas que en los últimos tiempos se han sucedido en relación a la Fiesta, “esto no ha afectado a nuestra escuela, seguimos adelante, siempre lo hemos hecho y lo vamos a seguir haciendo poniendo todo nuestro corazón en esta tarea que nos apasiona”, ha destacado Gordón. “Es un auténtico placer ver la ilusión con la que los chavales entrenan, eso es lo que nos anima a seguir luchando por mantener la esencia de nuestra escuela, una formación seria basada en la pureza de este arte”, ha añadido el presidente.
Francisco Gordón y Chiquilín taurinos
Francisco Gordón y Rafael González “Chiquilín”

Rafael González ha querido destacar, también, el papel que juegan los socios del Círculo Taurino, ya que “gracias a sus cuotas la escuela puede funcionar y contar con capotes, muletas y todas aquellas herramientas e instrumentos necesarios para desarrollar su labor de formación”.
En relación a la organización de novilladas para que los alumnos actúen cara a cara con el animal y tomen contacto directo con la lidia, “pedimos muchos favores a empresarios y colectivos que nos ayudan, algo que desgasta, pero que es necesario hacer”, ha subrayado el director de la escuela, quien, además, anhela “poder contar algún día con un centro más sólido y con mayor apoyo de las instituciones en cuanto a financiación y promoción se refiere”.
Por su parte, el matador de toros retirado de los ruedos en 2014 y actual concejal del PP, José Luis Moreno, ha reconocido a este medio el “enorme mérito” que tiene la dirección de la escuela “al llevar todo el peso y la búsqueda constante de recursos para mantenerla”. También ha querido destacar el carácter totalmente altruista de todos los que hacen posible su funcionamiento, “desde el presidente hasta los profesores”.
Adentrándonos en el aspecto de financiación de la escuela, el torero ha sido muy contundente a la hora de hablar de ello. “Tenemos una escuela muy limitada, ya que haría falta por parte de las administraciones adquirir un compromiso firme para lograr un centro fuerte semejante al de Málaga o Sevilla, porque el Círculo sólo no puede hacer más de lo que hace”, ha manifestado Moreno. “La Escuela necesita un impulso para que vuelvan a salir jóvenes promesas que motiven a los aficionados cordobeses llenando así la plaza de Los Califas”, ha concluido el diestro cordobés.