Cinco obras en barrios corren peligro de no terminar a tiempo


En la web del Ministerio de Hacienda sólo hay reflejo de haberse iniciado la licitación de 13 de las 22 obras de Mi barrio es Córdoba

Cinco obras, de momento, de la veintena prevista en el programa Mi barrio es Córdoba podrían correr el riesgo de perder la subvención del Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas al no poder justificarlas en la primera semana de diciembre, como ha pedido dicho departamento del Ejecutivo central. El Ayuntamiento ha adjudicado un total de siete obras en la semana del 26 al 30 de septiembre, de la que sólo una tiene ya formalizado el contrato, y entre las que hay cinco que cuentan con un plazo de ejecución que excede el plazo previsto por el Ministerio.

Avenida de Cervantes. (obras)
Avenida de Cervantes. /Foto: LVC

La adjudicación no significa que la obra comience de inmediato. A partir de esa comunicación, la empresa adjudicataria debe presentar en el Ayuntamiento el plan de seguridad de la obra y a partir de se momento ya se puede formalizar y, por tanto, comenzar los trabajos. Entre las adjudicadas la pasada semana y cuyo plazo de ejecución supera la primera semana de diciembre están la de Pasaje Escultor Narbona, con un presupuesto de 94.655 euros y un plazo de ejecución de dos meses y ocho días; la de la calle José Sánchez Guerra, con un presupuesto de 224.944 euros y un plazo de 89 días; calle Juan de Cervantes, con un presupuesto de 209.023 euros y un plazo de dos meses y siete días; calle Fray Vasco, con presupuesto de 140.018 euros y dos meses y seis días de plazo, y la de Cabo Carmona, en Alcolea, con un presupuesto de 158.762 euros y un plazo de dos meses y ocho días.
A la vista de esa situación, el Ayuntamiento tendrá que solicitar del Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas una prórroga para presentar la liquidación de cada una de estas obras, que son las afectadas, de momento, por esta situación. En caso de que el departamento dirigido en funciones por Cristóbal Montoro no acceda a esta petición la obra se terminará, pero la aportación de Ejecutivo central, que se perderá, deberá ser cubierta con fondos municipales.
En la web del Ministerio está reflejado el proceso que siguen todas y cada una de las obras acogidas a esta financiación oficial. De las 22 obras contempladas en el programa Mi barrio es Córdoba sólo aparece que 13 han iniciado los trámites. Curiosamente, la más importante de todas, la del mirador de Osario Romana, con 625.000 euros de presupuesto, no figura en esta relación, por lo que aún no está licitada.
Otro riesgo que se corre en estos trabajo es el de la subcontratación, como ha denunciado esta semana la sección sindical de USO en el Ayuntamiento. A través de un comunicado han señalado que “ante la situación actual de falta de obras para contratar obliga a las empresas a ofertar con bajas de licitación que muchas veces rozan el 40 por ciento, incluyendo las mejoras, obras que el contratista ejecuta sin coste para la administración, por lo que para hacer frente a la ejecución de muchas de las obras muchas de las empresas adjudicatarias subcontratan gran parte de las mismas, algunas veces hasta el cien por cien”. Este sindicato denuncia que “la falta de vigilancia en este aspecto es una llamada para empresas sin escrúpulos, la mayoría no ubicadas en Córdoba, cuyo objetivo es conseguir la obra a toda costa, subcontratar el cien por cien, y salir corriendo una vez cobrando, dejando un reguero de empresas locales arruinadas”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here